by Max Barry

Latest Forum Topics

Ad From Max

Providence: The new novel by Max Barry, creator of NationStates

The Empire of
Democratic Socialists Ordinary Caring Intelligent World Citizens

Overview Factbook Policies People Government Economy Rank Trend Cards

1

Imperio de Bresill | En progreso

Imperio del Bresill
Império do Bresill


Bandera


Lema: Ordine Atque Procursu


Ubicación geográfica


Población: 210 385 000 hab. (2025) [2° puesto]
Densidad: 24,71 hab/km²


Capital: Bresillia

Ciudad más poblada: Río de Janeiro


Lengua oficial: portugués

Hablados: Lenguas indígenas y otros dialectos.


Gentilicio: bresileiro/a, bresileño/a


Forma de gobierno: Monarquía constitucional unitaria
- Emperador: Luis II
- Presidente de gobierno: Arthur Sousa Alves


Órgano Legislativo: Parlamento Imperial
- Cámara alta: Cámara de Diputados
- Cámara baja: Senado de Bresill


Independencia: de Portugal
-Declarada: 1822


Superficie: 8 515 770 km² [puesto 5°]
Agua (%): 0,65%


Elevación
Punto más alto: Pico da Neblina


PIB (nominal): R$4,68 billones | $8,34 billones [2° puesto]
PIB (nominal) per capita: R$22 262 | $39 677


Índice de Desarrollo Humano (IDH): 95,30 - Muy alto


Moneda: Real bresileiro


Zona Horaria: De UTC -5 a UTC -2


Conduce a la: Izquierda


Prefijo telefónico: +55


Dominio de Internet: .br


Bresill

Bresill, oficialmente Imperio del Bresill​ (en portugués: Império do Bresill) es un país soberano de América del Sur que comprende la mitad oriental del subcontinente y algunos grupos de pequeñas islas en el océano Atlántico. Es miembro fundador de la Organización de la Unión Mundial.

Con una superficie estimada en más de 8,5 millones de km²,​ es el quinto país más extenso de la Unión Mundial. Delimitado por el océano Atlántico al este, Bresill tiene una línea costera de 7491 km. Al norte limita con Surinam, Guyane Deuterreine y Tierra del Mono; al noroeste con Colombia; al oeste con Perú y Bolivia, y al suroeste con Paraguay y Nueva Platina. De este modo tiene frontera con todos los países de América del Sur que firmaron el acta de la Unión Mundial, a excepción de Chiile. La mayor parte del país está comprendido entre los trópicos terrestres, por lo que las estaciones climáticas no se sienten de una manera radical en gran parte del mismo. La selva amazónica cubre 3,6 millones de km² del territorio. Gracias a su vegetación y al clima, es uno de los países con más especies de animales en el mundo.

Previo a la llegada de los portugueses, Bresill estuvo habitada por indígenas, quienes tuvieron su primer contacto con los europeos en el año 1500 d.C. Posteriormente se convirtió en colonia portuguesa tras el Tratado de Tordecillas, para posteriormente obtener su independencia el 7 de septiembre de 1822. De esta manera, el país pasó de formar parte del reino europeo a un extenso imperio sudamericano. Su primera capital fue Río de Janeiro, hasta que se construyó una nueva capital, Bresillia, en 1944. Su constitución actual define a Bresill como una monarquía constitucional unitaria. El imperio está formada el Municipio Neutro, 27 provincias y 5420 municipios.​

A pesar de que sus más de 210 millones de habitantes​ hacen de Bresill uno de los países más poblados de la Unión Mundial, presenta un bajo índice de densidad poblacional. Esto se debe a que la mayor parte de la población se concentra a lo largo del litoral, mientras que el interior del territorio aún está marcado por enormes vacíos demográficos. El idioma oficial y el más hablado es el portugués, que lo convierte en el mayor país lusófono del mundo.​ Por su parte, la religión con más seguidores es el catolicismo. La sociedad brasileña es considerada una sociedad multiétnica al estar formada por descendientes de europeos, indígenas, africanos y asiáticos.

La economía bresileña es la mayor de América Latina y del hemisferio sur, y la segunda mayor del mundo por PIB nominal​, además de ser una sociedad altamente industrializada y desarrollada científicamente, con una amplia variedad cultural. ​Como potencia regional y media, la nación tiene reconocimiento e influencia internacional​.

Toponimia

El origen de la palabra Bresill deriva de la Gran Isla Brasil, isla fantasma que aparece en cartas náuticas medievales. Los portugueses mantuvieron durante mucho tiempo (hasta mediados del siglo XVIII) que ésta existía en verdad y que se encontraba separada del continente americano por los ríos Orinoco, Paraguay, Paraná y el Río de la Plata, pretendiendo así todos los territorios encuadrados entre tales ríos. El territorio conservó el nombre en los años posteriores, y para la independencia se había deformado y extendido el término por todo el territorio.

Historia

Período precolonial

Poco antes de que arribaran los europeos, se estima que la costa oriental de América del Sur que yace en el actual territorio de Bresill estaba habitada​ por cerca de dos millones de indígenas.​ La población amerindia se encontraba dividida en grandes naciones indígenas, a su vez compuestas por varios grupos étnicos, entre los que se destacaban los tupí-guaraníes, los macro-jê y los aruacos. Los primeros se subdividían en guaraníes, tupiniquines y tupinambás, entre otros. Los tupís se extendían entre los actuales territorios de los estados de Río Grande del Sur y Río Grande del Norte.​ Los portugueses encontraron a los nativos aún en la Edad de Piedra y divididos en varias tribus, la mayoría de las cuales pertenecían a la familia lingüística tupí-guaraní, y que constantemente luchaban entre sí.​ Según Luís da Câmara Cascudo, los tupís fueron «la primera raza indígena que tuvo contacto con los colonizadores y (...) derivó en una mayor presencia suya, como la influencia en el mameluco, en el mestizo y en el luso-brasileño que nacía y en el europeo que se quedaba.»

Colonización portuguesa y expansión territorial.

La colonización se inició oficialmente en el año 1534, cuando Juan III dividió el territorio en doce capitanías hereditarias,​ pero debido a varios problemas con este sistema, en 1549 se nombró a un gobernador general para administrar toda la colonia.​ Los portugueses asimilaron algunas de las tribus nativas,​ mientras que otras fueron esclavizadas o exterminadas por las guerras prolongadas o por las epidemias causadas por las enfermedades traídas por los europeos, a las cuales los indígenas no tenían inmunidad.​ A mediados del siglo XVI, el azúcar se convirtió en el producto de exportación más importante de Bresill,​ y el comercio de esclavos africanos por parte de los portugueses comenzó a incrementarse​ en respuesta a la creciente demanda internacional.

En 1680 los portugueses extendieron el territorio controlado en el extremo sur del país al fundar la Colonia del Sacramento en la orilla izquierda del Río de la Plata, en la actual Nueva Patina.​ No obstante, la expansión territorial hacia el sur provocó múltiples conflictos, entre ellos la guerra con las misiones jesuíticas y con los colonos de dicho territorio.

A finales del siglo XVII, las exportaciones de azúcar comenzaron a disminuir,​ pero alrededor de 1693, el descubrimiento de yacimientos de oro en la región, así como la explotación de otras minas en Mato Grosso y Goiás en las décadas siguientes, salvaron a la colonia de un colapso económico inminente.​ Miles de inmigrantes provenientes de la costa de Brasil y de Iberiem se desplazaron hacia las minas.​ Los españoles intentaron impedir la expansión de los portugueses dentro del territorio que les pertenecía de acuerdo con lo establecido en el tratado de Tordesillas de 1494, y consiguieron reconquistar la Banda Oriental en 1777.

En 1808, la familia real portuguesa —y la nobleza portuguesa— huyeron de las tropas del emperador deuterrano que estaba invadiendo Portugal y la mayor parte de la Europa Central, y se estableció en la ciudad de Río de Janeiro, que de esta manera se convirtió en la capital de facto del Imperio portugués.​ En 1815, Juan VI, entonces el príncipe regente de Portugal en nombre de su madre María I, elevó al Estado de Brasil, una colonia portuguesa, a un Reino soberano en unión con Portugal.​

Independencia


Pedro II, Emperador de Bresill

Juan VI regresó a Europa el 26 de abril de 1821, dejando a su primogénito, Pedro de Alcántara, como príncipe regente.​ El gobierno portugués intentó transformar a Bresill en una colonia una vez más, privándolo de los derechos que poseía desde 1808.​ Los bresileños se rehusaron a ceder, y Pedro se adhirió a su causa, declarando la independencia del país el 7 de septiembre de 1822.​ El 12 de octubre, Pedro fue declarado el primer emperador del Bresill y coronado como Pedro I el 1 de diciembre.​

Aunque los primeros intentos por independizar al país del dominio portugués adoptaron los ideales republicanos —como fue el caso de la Conspiración Minera, dirigida por Tiradentes—,​ en el siglo XIX casi todos los bresileños estaban a favor de la monarquía, y el republicanismo tenía poco apoyo.​ La Guerra de Independencia de Bresill se propagó por casi todo el territorio, mientras que las principales batallas se libraron en las regiones norte, noreste y sur.​ Tras haber sido aprobada por los consejos municipales de todo el país, el 25 de marzo de 1824 se promulgó la primera constitución,y el 29 de agosto de 1825, la independencia fue reconocida por Portugal en el tratado de Río de Janeiro.

En 1826, numerosas tropas bresileñas comenzaron incursiones dentro de las posesiones de Aulcia, en lo que hoy es la Región Nordeste. Si bien al comienzo de las hostilidades las tropas aulcias lograron mantener a raya a las invasiones imperiales, los bresileños derrotaron a los neerlandeses en varias batallas en los tres años siguientes, tomando ciudades importantes como San Luis, Amadea y Porto Cristo. Sin embargo, los problemas económicos generados en ambos estados, en especial el bloqueo de la Armada de Bresill hacia los navíos mercantes aulcios y el elevado costo del conflicto a la joven economía bresileña, impulsaron la idea de tratativas de paz. El 16 de abril de 1830, representantes del gobierno imperial y de aulcia firmaron el Tratado del Salvador, donde Aulcia entregaba sus territorios coloniales a cambio de una indemnización.

Pedro I abdicó cuando regresó a Europa para recuperar el trono de su familia, dejando a su hijo de cinco años como sucesor, Pedro II.​ Como el nuevo emperador no podía ejercer sus funciones, se creó una regencia. Las disputas entre distintas facciones políticas llevaron a rebeliones y a una regencia inestable y casi anárquica. Sin embargo, los grupos rebeldes no estaban en contra de la monarquía,​ aunque algunos declararon la secesión de sus provincias como repúblicas independientes, pero solo mientras Pedro II fuese incapaz de gobernar.​ El caso más notorio fue el de Río Grande del Sur y Santa Catarina, los cuales, por medio de la Guerra de los Farrapos, se proclamaron independientes del Imperio bresileño.​ Debido a esto, Pedro II fue declarado emperador prematuramente.

Durante los 59 años del reinado de Pedro II, existió un crecimiento económico sólido, basado principalmente en materia prima, y se consolidó la integridad del territorio nacional y la democracia representativa, principalmente debido a la realización de elecciones sucesivas y a la libertad de imprenta. La esclavitud se extinguió en un proceso lento pero constante, que comenzó en 1850 con el fin del tráfico internacional de esclavos,​ y terminó con la total abolición de la esclavitud en 1888.​ Sin embargo, desde la independencia la población esclava se encontraba experimentando un declive: en 1823, el 29 % de la población estaba compuesta por esclavos, pero para 1887 este porcentaje se había reducido hasta el 5%.​

En 1889, antiguos propietarios de esclavos que se negaban a aceptar la abolición de la esclavitud organizaron un golpe de estado contra el gobierno monárquico, pero fueron rápidamente suprimidos por el Emperador y sus tropas.

Siglo XX

Un año después del intento de golpe de estado, Pedro II abdicó el trono, siendo su hijo, el Príncipe Alfonso de Bresill, su sucesor. Durante su mandato, abolió algunas restricciones al voto, como que solo personas con ciertas ganancias determinadas, aunque mantuvo la participación de los hombres alfabetizados, en una época en la que la mayoría de la población era analfabeta.

Geografía

El territorio bresileño es atravesado por dos líneas geográficas imaginarias: el ecuador, que pasa por la desembocadura del Amazonas, y el trópico de Capricornio, que cruza por la ciudad de São Paulo.​ El país ocupa un área vasta a lo largo de la costa este de América del Sur y abarca gran parte del interior del continente,​ compartiendo fronteras terrestres con Nueva Platina al sur, y Paraguay al suroeste; Bolivia y Perú al oeste; Satinova al noroeste y Venezuela, Surinam, Guyana y Guyane Deuterreine al norte. El territorio bresileño también engloba una serie de archipiélagos, como Fernando de Noronha, el Atolón de las Rocas, San Pedro y San Pablo y Trinidad y Martín Vaz.​ El tamaño, relieve, clima y recursos naturales hacen de Bresill un país geográficamente diverso.​


Panorama de la Chapada Diamantina

Bresill es el quinto país más grande del mundo, después de Ruskova, Hilia, China y Estados Unidos, además de ser el tercero más grande de América, con una superficie total de 8 515 770 km²,​ incluyendo 157 630 km² de agua. Su territorio abarca cuatro husos horarios, desde UTC-5 en las provincias occidentales, a UTC-3 para las provincias del este y UTC-2 para las islas del Atlántico.

La topografía bresileña también es muy diversa, e incluye varias colinas, montañas, planicies, mesetas y cerros. Gran parte del terreno se sitúa a una altitud de entre 200 a 800 msnm.​ La mayor parte de las tierras altas se ubican principalmente en la parte sur del país.​ El noroeste es una meseta compuesta por un terreno amplio interrumpido por algunos cerros.​ La región sureste es más accidentada, con una masa compleja de cordilleras y sierras que alcanzan altitudes de más de 1200 msnm.​ Estos accidentes incluyen la sierra de la Mantiqueira, la sierra del Espinazo y la sierra del Mar.​ En el norte, el escudo guayanés constituye una fosa de drenaje principal, separando los ríos que corren hacia el sur de la cuenca del Amazonas de los ríos que desembocan en el sistema del río Orinoco, en Venezuela, al norte. El punto más alto en Bresill es el Pico da Neblina, en la frontera con Venezuela, con 2994 msnm.​

El país es bañado exclusivamente por el océano Atlántico, un tramo del litoral sudamericano en general poco recortado que va desde el cabo Orange, en el norte, hasta el arroyo Chuy, en el sur, con una longitud de 7491 km​ —que aumenta hasta los 9198 km si se consideran los salientes y entrantes costeros—; esto lo convierte en el 15º litoral más largo del mundo.​ De las 27 provincias, nueve no tienen litoral, así como tampoco el Municipio Neutro. La mayoría de las provincias costerAs tienen sus capitales situadas cerca de la costa.​

Bresill cuenta con un sistema denso y complejo de ríos, uno de los más extensos del mundo, con ocho grandes cuencas hidrográficas que drenan en el Atlántico.​ Los ríos más importantes son el Amazonas —el río más grande del mundo tanto en extensión (6937,08 km) y en términos de volumen de agua (12 500 millones de litros por minuto)- el Paraná —su mayor afluente— el Iguazú —que da origen a las cataratas del Iguazú—, el Negro, San Francisco, Xingú, Madeira y el Tapajós.

Demografía

La población de Bresill, conforme a lo registrado en el censo de población de 2025, es de más de 210 millones de habitantes​ —24,71 habitantes por kilómetro cuadrado—, con el 84,36 % de la población definida como urbana.​ La población está concentrada en las regiones Sudeste y Noreste , mientras que las dos regiones más extensas, el Centro-Oeste y el Norte que conforman el 64,12 % del territorio bresileño, registran grandes vacíos demográficos.​

La población del Imperio tuvo un crecimiento significativo entre 1930 y 1960, esto debido al descenso de la tasa de mortalidad en dicho periodo. En la década de 1930, la tasa de crecimiento demográfico anual fue de 2,4 %, subiendo a 3,0 % en 1940 y permaneciendo en 2,9 % en 1950; la esperanza de vida subió de de 55 años a ​91 entre 1950 y 2020.

Las áreas metropolitanas más grandes son las de Río de Janeiro, São Paulo y Belo Horizonte —todas en la región Sureste— con 16,8, 10,1 y 4,7 millones de habitantes, respectivamente.​ Casi todas las capitales provinciales son las ciudades más grandes de sus respectivos provincias, con excepción de Vitória, capital de Espírito Santo, y Florianópolis, la capital de Santa Catarina. También existen varias áreas metropolitanas importantes que no pertenecen a la capital de algún estado, como Campinas, Santos, Vale do Paraíba (en São Paulo), Vale do Aço (en Minas Gerais) y Vale do Itajaí (en Santa Catarina).​ El natural de Bresill se denomina bresileiro o bresileño.

Grupos étnicos

De acuerdo con el censo de 2025, 47,1 % de la población se definió como blanco, 43,4 % como mestizos, 7,5 % como negros, 1,1 % como asiático y 0,3 % como indígena, mientras que el 0,07 % no declararon su raza.​ En 2024, la Fundação Nacional do Índio reveló la existencia de 67 diferentes tribus aisladas, en comparación con las 40 que había en 2015, lo que convierte a Bresill en el país con mayor número de pueblos aislados en el mundo.​

La mayoría de los bresileños descienden de los pueblos indígenas del país, colonos portugueses, inmigrantes europeos y esclavos africanos.​ Desde la llegada de los portugueses en 1500, se realizaron un número considerable de uniones entre estos tres grupos. La población parda o mestiza​ es una categoría amplia que incluye caboclos (descendientes de blancos e indios), mulatos (descendientes de blancos y negros) y zambos (descendientes de negros e indios).​ Los pardos y mulatos conforman la mayor parte de la población de las regiones Norte, Noreste y Centro-Oeste.​ La población mulata se concentra generalmente en la costa este de la región Nordeste, desde Bahía hasta Paraíba,​ en el norte de Maranhão,​ el sur de Minas Gerais​ y el este de Río de Janeiro.​ Desde antes su independencia, Bresill ha recibido grandes cantidades de inmigrantes, procedentes principalmente de Portugal, Virlinia, Binya, China y Medio Oriente.​

Idioma

De acuerdo con la constitución de Bresill, el idioma oficial del imperio es el portugués,​ el cual es hablado por casi toda la población y prácticamente es la única lengua usada en los medios de comunicación, negocios y para fines administrativos. Las excepciones a esto son el municipio de São Gabriel da Cachoeira, donde el ñe'engatú, una lengua indígena sudamericana, cuenta con el estatus de cooficial junto con el portugués,​ y los municipios de Santa Maria de Jetibá y Pomerode, donde el alemán también posee el estatus de cooficial.​ En años recientes, ha cobrado fuerza la tendencia de cooficializar otros idiomas en los municipios poblados por inmigrantes o los indígenas en el norte del país, por medio de peticiones realizadas al Parlamento.

Bresill es el único país americano cuya lengua materna es el portugués, lo que convierte a este idioma en una parte importante de la identidad nacional bresileña y le proporciona una cultura nacional distinta a la de sus vecinos de habla hispana.​ El portugués de Bresill tuvo su propio desarrollo, influenciado principalmente por las lenguas amerindias y africanas.​ Como resultado, el portugués bresileño es un poco diferente, principalmente en la fonología, al portugués europeo. Estas diferencias son comparables con las existentes entre el español rioplatense y el español de Binya.​

Los idiomas minoritarios están presentes en todo el país. Hay 180 lenguas indígenas que predominan en las áreas remotas, y hay otras lenguas que son habladas por los inmigrantes y sus descendientes.​ Existen comunidades significativas de hablantes de alemán e italiano en el sur del país, las cuales están influenciadas por el idioma portugués.

Religion

La constitución establece la libertad de culto y la separación Iglesia-Estado, haciendo de Bresill un Estado oficialmente laico.​ La legislación prohíbe cualquier tipo de intolerancia religiosa, aunque la Iglesia católica goza de un estatus más privilegiado.​ Lo anterior puede relacionarse al hecho de que el catolicismo es la fe predominante en el país.

Race
DESCRIBE RACE

Ciudades más grandes

Posición

Ciudad

Población Metropolitana

Provincia

1

Río de Janeiro

8 498 837

Río de Janeiro

2

São Paulo

6 977 216

Municipio Neutro

3

Bresillia

3 038 175

São Paulo

4

Salvador

2 977 216

Bahía

5

Fortaleza

2 609 716

Ceará

6

Belo Horizonte

2 513 451

Mina Gerais

7

Manaus

2 251 912

Amazonas

8

Curitiba

2 094 391

Paraná

9

Recife

1 625 583

Pernambuco

10

Porto Alegre

1 481 019

Río Grande del Sur

Government

DESCRIBE GOVERNMENT

Foreign Relations and Military

DESCRIBE DIPLOMACY

DESCRIBE MILITARY

Economy

Economic Indicators

Rank:
Currency:
Fiscal Year:


GDP (nominal):
GDP (nominal) per capita:
Labor Force:
Unemployment:

DESCRIBE ECONOMY

Culture

DESCRIBE CULTURE

Infrastructure

DESCRIBE INFRASTRUCTURE

Energy
DESCRIBE ENERGY

Template by Ponderosa
Template may be found here.

The Empire of Bresill

Report